fbpx
Inicio Historias de la música Órgano Wanamaker: el instrumento musical más grande del mundo.

Órgano Wanamaker: el instrumento musical más grande del mundo.

Con unas dimensiones de 7 pisos de alto, 287 toneladas de peso y una estructura de más de 28000 tubos, el órgano Wanamaker es el más grande y potente del mundo en activo. Su sonido equivale a nada más y nada menos que 3 orquestas sinfónicas sonando al mismo tiempo. Este coloso actualmente se encuentra en unos grandes almacenes de Filadelfia conocidos como Macy’s, en las calles 13 y Market. A día de hoy, si entras en Mancy’s podrás escuchar este gigante de los órganos dos veces al día, seis días a la semana. Los domingos es su único día de descanso, al contrario que casi todos los órganos de iglesias y catedrales, que conforman un alto porcentaje de los órganos existentes en el mundo.

A simple vista ya es impresionante con sus 117 tubos de oro visibles sobre el balcón de mármol del segundo piso. Pero que no te engañen tus ojos. Lo más grande e importante del órgano está oculto tras las paredes. De hecho, se sabe que esos tubos resplandecientes y ostentosos son de decoración y que los 28.750 tubos que realmente suenan están escondidas detrás de ellos y de las propias paredes, en unas cámaras que van del segundo al séptimo piso.

Origen y evolución.

El Wanamaker fue originalmente diseñado por el famoso diseñador y constructor de órganos, George Ashdown Audsley, para la Feria Mundial de St. Louis de 1904. Al principio, el órgano contaba de poco más de 10.000 tubos.El elevado coste de su construcción (unos 105.000 dólares que hoy equivaldrían a 2.798.833 de dólares) arruinó al fabricante. Al verse en una situación de quiebra, el órgano fue vendido a John Wanamaker, un comerciante de Filadelfia, fundador de Wanamaker’s (una especie de centro comercial).

Imagen del órgano Wanamaker durante la Feria Mundial de San Luis.

Wanamaker instaló el órgano en su gigantesco edificio. El proceso comenzó en 1909 y llevó dos años. No conforme con lo que veía, el empresario ordenó la creación de un taller-fábrica en su propio negocio para ampliar las dimensiones del órgano y conseguir producir más masa sonora y que así todo resultase mucho más impresionante. Los 40 operarios contratados a tiempo completo añadieron 8000 tubos más entre 1911 y 1917, y otros 10.000 más de 1924 a 1930. Este proyecto de restauración y ampliación contó con la colaboración del gran organista Marcel Dupré, Charles M. Courboin y Rodman Wanamaker. Durante el proceso, lograron fabricar un tubo de 20 metros de largo, 7 metros de profundidad y 16 metros de alto, que a día de hoy sigue considerado como el más grande del mundo. Para 1930, tras todas las obras realizadas en él, el Wanamaker constaba de 28.543 tubos, y aún se esperaba que pudiesen ser más.

Coincidiendo con la coronación del rey de Inglaterra Jorge V, el 22 de junio de 1911 se escuchaba por primera vez el órgano Wanamaker. Aquí aún no estaba terminado, ya que todo el proceso de ampliación terminó en 1930. Esto supuso que el sonido no resultase del todo agradable, aunque el organista puso todo de su parte para mitigar sus defectos y que sonase lo mejor posible.

Fuente de la imagen: Friends of the Wanamaker Organ, Macy’s

Organistas.

Tan solo cuatro personas han sido nombradas organistas oficiales del Órgano de Wanamaker desde su inauguración en 1911. El cuarto de ellos, que actualmente continúa en su cargo es Peter Richard Conte, quien ya lleva casi treinta años en este puesto. Este cargo lo alterna con pequeñas giras. Siempre que no está de gira, toca recitales gratis de unos 45 minutos en el gran órgano Wanamaker dos veces al día, seis o siete días a la semana. Cuanto está de gira, le sustituyen otros grandes organistas. El evento más esperado del año es el Gran Concierto de Órgano o de Órgano y Orquesta de Navidad.

El organista Peter Richard Conte en la consola del Órgano Wanamaker.

A parte del organista en plantilla, tanto John Wanamaker como Rodman (su hijo heredero) invitaron y contrataron con cierta asiduidad a parte de los músicos más famosos del mundo. Esto hizo que su edificio se convirtiese no solo en un reclamo arquitectónico, sino en todo un referente cultural. Desde ese momento, grandes organistas y músicos en general han ido a Filadelfia a contemplar o intentar tocar este coloso de las teclas y los tubos.

Actualidad.

En 2006, Macy’s adquirió el edificio de Wanamaker, y se convirtió en uno de los espacios de venta minorista más impresionantes, a la par que uno de los edificios de mayor importancia arquitectónica del país, monumento histórico nacional desde 1978. Por decisión del nuevo dueño, Macy’s revitalizó las costumbres iniciadas por Wanamaker, incluyendo los conciertos de órgano. Para su 150 cumpleaños, la celebración fue por todo lo alto y con concierto de órgano y orquesta incluido.

Hoy en día, el órgano pesa 287 toneladas y cuenta con la increíble cantidad de 28.750 tubos, seis teclados de marfil, 729 tabletas de parada con códigos de colores, 168 botones de pistones (debajo de los teclados) y 42 controles de pie (pedalera de 42 notas). Curiosamente, también está acondicionado para poder leer y reproducir rollos de papel perforado, a modo de pianola.

Aunque a priori pueda resultar extraño, el revestimiento de mármol con el que cuentan las paredes de este edificio crea una acústica única para la expansión del sonido del órgano y su enriquecimiento armónico. Tanto es así, que la sociedad que se formó para defender y patrocinar este órgano (Amigos del órgano Wanamaker) continúa a día de hoy ofreciendo conciertos exclusivos de gran riqueza y nivel, que atraen a espectadores de todo el mundo.

Para mantener la hazaña de que suene todos los días, Macy’s emplea a dos trabajadores a tiempo completo para que toquen. Por su parte, la organización Friends of the Wanamaker Organ colabora con tres trabajadores a tiempo completo y dos a tiempo parcial. Todo esto, a parte del organista principal y los restauradores encargados de mantenerlo a punto día tras día. Actualmente son dos: Curt Mangel y Matthew Taft.

A día de hoy existen visitas abiertas al público para contemplar el órgano de Wanamaker. Estas visitas son guiadas y duran aproximadamente 45 minutos. Son bajo cita previa y se pueden hacer las reservas en el Centro de visitantes de Macy’s Center City o en la sección correspondiente de la página web oficial.

Si quieres saber cómo suena y conocer más detalles, no te pierdas este vídeo.

Cris Rodriguez
Pianista profesional y profesora de conservatorio. Cofundadora de Maldito Piano. Cuando mi trabajo me dá tregua, me escapo a tocar por el mundo adelante para participar en proyectos alucinantes como el Jordan Rudess KeyFest o Rockin'1000. No sé vivir sin música,así que el tiempo que me queda se lo dedico a estos tutoriales.

Dejar respuesta

Deja tu mensaje
Por favor, escribe tu nombre

- Advertisment -

ENTRADAS POPULARES

Limpia y desinfecta tu piano sin que sufra ningún daño.

Como ya hemos dicho en anteriores ocasiones, la limpieza del piano es una parte fundamental para su mantenimiento. Con la llegada del...

Honens ´21 Piano Competition

El prestigioso Concurso Internacional de Piano Honens, uno de los más conocidos en todo el mundo, ha anunciado ya su edición para...

Verdades y mentiras detrás del «Efecto Mozart».

Seguro que alguna vez has leído que si escuchas música clásica serás más inteligente o que aumentará tu nivel de concentración ¿Te...

Tutorial: estudio Op.100 Nº 6 de Burgmüller.

Hoy te traemos un estudio muy completo con el que trabajarás muchos aspectos de la técnica pianística: escalas por movimiento directo y...