Inicio Actualidad Alexandra Dovgan, la pianista de 13 años que cautivó a Sokolov

Alexandra Dovgan, la pianista de 13 años que cautivó a Sokolov

Esta historia parece sacada de una película, pero es totalmente real. Grigori Sokolov es, probablemente, el mejor pianista clásico en activo. Una leyenda viva del piano que vive de espaldas a los medios y prácticamente a todo lo que no sea su propio perfeccionamiento como pianista. A sus 70 años, practica 9 horas diarias y pasa el resto del día preparando su práctica del día siguiente. No concede entrevistas y no tiene alumnos. Un día ve un vídeo de la joven Alexandra Dovgan cuando esta tenía 12 años y siente una especie de lazo que une el mundo musical con el suyo. Desde ese momento, Sokolov quiso conocer a la joven.

No es que Sokolov aceptase a Dovgan como alumna. “No son clases, ella tiene sus propios profesores y la forman muy bien. Es una relación de intercambio entre dos colegas” – dice el maestro. Es probable que, dada la diferencia de edad y de trayectorias, la joven Alexandra Dovgan lo vea más como un mentor que como un colega.

Todo comenzó un día que mostraron varios vídeos a Sokolov para que echase un vistazo a nuevos talentos. Se fijó en un par de piezas de 4 o 5 jóvenes, pero a Dovgan la escuchó durante horas. Desde ese momento, la joven (que ya ha ganado 5 premios internacionales) y Sokolov comparten sesiones en algunas ciudades donde el maestro recala para sus recitales.

Su primer encuentro tuvo lugar en Ámsterdam, donde apenas intercambiaron algunas palabras. Su segundo encuentro lo dedicaron a analizar el propio instrumento. Su tercera sesión la dedicaron a analizar la concepción del tempo en las composiciones. En esta ocasión, Sokolov le explicaba a Dovgan que hay que estudiar a fondo las partituras, pues hay veces que el tempo no existe y deberá crearlo ella. “Ahí está la magia y así es como lograré mantener la atención del público. Se trata, según él, de trasladar a esta época la música creada en otro tiempo y que parezca que está siendo concebida en ese mismo instante. A veces, no siempre, lo siento y aparece una especie de conexión, de corriente, entre el público y la pieza que interpreto” – explica la joven.

Sokolov piensa que para Alexandra Dovgan el tiempo de los concursos ha terminado y debe lanzar su carrera. Sokolov cree tanto en esta joven que, pese a no conceder entrevistas para hablar sobre sí mismo, no tiene reparo en hablar de esta joven prodigio, de la que ha dicho: “A los 13 años, difícilmente puede ser llamada una niña prodigio, ya que si bien es un prodigio, no se trata de un juego de niños. Lo que uno escucha cuando la ve es la actuación de un adulto. Es un placer especial para mí elogiar el arte de su notable maestra de música, Mira Marchenko. Sin embargo, hay cosas que no se pueden enseñar y aprender. El talento de Alexandra Dov­gan es excepcionalmente armonioso. Su forma de tocar, honesta y concentrada. Le predigo un gran futuro”.

Lo que Sokolov quiere enseñarle a la joven, no se encuentra en ningún libro ni en los pasillos de los grandes teatros donde actuará. Lo que quiere transmitirle a la joven es la curiosidad y el cuestionamiento sistemático de todo lo que la rodea. “La importancia de preguntarse sin descanso por qué. Así es como se encuentran las respuestas que te hacen crecer rápido como músico y como persona: por qué el piano funciona de una determinada manera; cuál es la diferencia de potencial en nuestro instrumento desde la época de Haydn y ahora; por qué Chopin pensaba esto y aquello… En fin, una forma de descubrir el mundo y darse cuenta de lo que ignoramos”,

Alexandra Dovgan se aplica el cuento y trata de buscar respuestas. Observa pinturas religiosas que le ayuden a entender mejor la música de Bach, o estudia matemáticas y ballet en busca de explicaciones a los misterios de otras partituras.

La joven afirma no entender a que se refieren muchos cuando dicen que es especial, pero sabe que debe de esforzarse para alcanzar un nivel en que todo el mundo lo crea. El futuro nos dirá que cuotas es capaz de alcanzar esta joven.

Agus Rodríguez
Creador de contenidos online y experto en marketing digital y RRSS. Cofundador de Maldito Piano. Amante del deporte y la buena comida. La música me ayuda a viajar cuando mi presupuesto no me lo permite.

Dejar respuesta

Deja tu mensaje
Por favor, escribe tu nombre

- Advertisment -

ENTRADAS POPULARES