Inicio Actualidad 10 cuestiones sobre piano que todo el mundo pregunta.

10 cuestiones sobre piano que todo el mundo pregunta.

Como profesores de piano, constantemente topamos preguntas sobre nuestro instrumento, ya sea por personas interesadas en aprender o por gente que, simplemente, siente curiosidad. También abundan las cuestiones de los padres cuyos hijos empiezan a estudiar este instrumento.

Es curioso comprobar como hay preguntas que se repiten una y otra vez. Es por eso que hemos recopilado las 10 cuestiones sobre el piano que más nos preguntan:

1- ¿Necesito tener un piano para aprender?

Sí, es necesario ya que tu avance dependerá de lo que practiques. Si no tienes piano, no puedes practicar y no avanzarás. No tiene que ser necesariamente un piano acústico, que puede suponer mucho gasto para alguien que empieza y no sabe hasta dónde llegará. Se puede comenzar con un teclado económico y, según se avance, pasarse a un instrumento mejor.

Si se comienza por un teclado, es muy recomendable que el comportamiento de las teclas se asemeje al de los pianos. En la actualidad hay teclados y pianos digitales con la tecla contrapesada muy bien lograda. Además, los teclados ofrecen la ventaja de tener conexión para auriculares. Esto viene muy bien para no molestar a familiares y vecinos cuando se practica.

Una cosa hemos de tener clara, por muy bueno que sea el eléctrico, nunca será lo mismo que tocar en un piano acústico.

2- ¿Qué diferencias hay entre pianos de cola y pianos verticales?

Ambos tipos de piano son pianos acústicos. Existen bastantes diferencias en cuanto a su mecanismo, pero la principal y la que da lugar a su forma tan distinta es la colocación de las cuerdas. Los pianos de cola llevan las cuerdas colocadas en paralelo al suelo (en horizontal) y por eso ocupan tanto espacio. En cambio, los pianos verticales (llamados también de pared), tienen las cuerdas colocadas en sentido vertical, y por eso ocupan menos espacio.

En cuanto al precio, los pianos de cola suelen ser mucho más caros que los verticales, especialmente si nos vamos a calidades medias o altas.

3- ¿Cuántas teclas tiene un piano?

En 1940 aproximadamente fue cuando se estableció como habitual que un piano tuviese 88 teclas. 52 son blancas y 36 negras. Aunque 88 es el estándar, en el mercado abundan los modelos de teclados con menos teclas.

Como te estarás imaginando, ningún ser humano tiene 88 dedos, así que asignamos un código numérico a los dedos de las manos para movernos con facilidad por el teclado.

4- ¿Por qué hay teclas de diferentes colores?

Lo habitual es que un piano tenga un teclado compuesto por una fila de teclas blancas que van colocadas correlativamente y una fila de teclas negras que aparecen colocadas dejando huecos entre algunas de ellas. Esto se debe a la distribución de los sonidos.

Un intervalo es la distancia que hay entre dos notas, siendo medio tono la distancia mínima. En el piano, como en la escala, tendremos distancias de tonos y de semitonos (medios tonos). Entre cada nota natural existe un tono, excepto de si a do y de mi a fa, que hay medio. Esas serían las teclas blancas. Pero si queremos que exista medio tono entre dos notas que por naturaleza hay un tono, debemos utilizar unas alteraciones llamadas bemoles y sostenidos, que corresponden a las teclas negras del piano.

5- ¿Cuándo y cómo se afina un piano?

Los pianos acústicos hay que afinarlos al menos una vez al año. Si tienen mucho uso, entonces lo recomendable son 2 afinaciones anuales.

Nunca intentes afinarlo tú mismo, ya que hay que manipular herramientas específicas y difíciles de conseguir. Con estas herramientas se aprietan y aflojan las clavijas del piano para dar más o menos tensión a cada cuerda. Se trata de retoques muy sutiles, donde es fácil pasarse y romper las cuerdas. Además, cada tecla de la región central y aguda hace sonar 3 cuerdas, por lo que hay que afinar exactamente igual 3 cuerdas por nota. Por estos motivos, el piano debe ser manipulado siempre por un profesional.

6- ¿Por qué se desafina un piano?

Aunque un piano parezca un mueble grande y robusto, en realidad es bastante delicado. Además del mecanismo con muchas piezas móviles, un piano tiene unas 230 cuerdas que ejercen una presión de 17 toneladas (70 kilos por cuerda) en el arpa que las soporta. Las demás piezas son de madera principalmente y actúan a modo de engranaje.

Por esto, los cambios de temperatura, las corrientes y los cambios de humedad provocan dilataciones y contracciones en los materiales, que varían la tensión de las cuerdas. La variación de tensión es lo que percibimos como desafinación.

7- ¿Cómo llevo el piano a casa?

Cuando compres un piano acústico, nunca intentes transportarlo tú. Nuestro instrumento es tan pesado como delicado. Esto hace que sea muy fácil que si no tienes la experiencia y conocimientos necesarios, lo estropees o te hagas daño.

Recuerda dejar tu piano siempre en manos de profesionales. Ellos tendrán las herramientas y máquinas necesarias para transportarlo sin que sufra daño alguno.

8- ¿Cuánto tiempo tengo que practicar?

No existe una regla matemática que establezca un tiempo mínimo o máximo de estudio. Igual que en la escuela, al piano cada uno tiene su ritmo de estudio y de aprendizaje. Lo mejor que puedes hacer es establecer una rutina diaria.

Es mejor ser constante y dedicarle un ratito cada día, que no tocar varias horas un solo día a la semana. Eso no te servirá.

9- ¿Cuánto se tarda en aprender a tocar el piano?

Esta pregunta no tiene una respuesta sencilla. Como decíamos en la anterior, avanzarás en el piano de forma proporcional al tiempo que estudies. Así, que el tiempo que tardes dependerá en primer lugar de ti mismo.

También es importante que tengas un buen profesor y un instrumento de cierta calidad si tu meta es llegar a ser concertista.

Recuerda que nadie se convirtió en un virtuoso de la noche a la mañana. En poco tiempo puedes tocar sencillas melodías, pero ser concertista requiere años de práctica y buenos profesores.

10- ¿Existen límites de edad?

El aprendizaje del piano no entiende de edades. Es cierto que los niños suelen tener más facilidades y tienen más margen de edad para convertirse en virtuosos que alguien que empieza a tocar a los 70 años. Pero cualquiera puede aprender. Llevará más o menos esfuerzo según las aptitudes de cada uno, pero la edad nunca será un freno.

Cris Rodriguez
Pianista profesional y profesora de conservatorio. Cofundadora de Maldito Piano. Cuando mi trabajo me dá tregua, me escapo a tocar por el mundo adelante para participar en proyectos alucinantes como el Jordan Rudess KeyFest o Rockin'1000. No sé vivir sin música,así que el tiempo que me queda se lo dedico a estos tutoriales.

Dejar respuesta

Deja tu mensaje
Por favor, escribe tu nombre

- Advertisment -

ENTRADAS POPULARES